ViveOnline

Gerardo Sánchez: «La humildad es la base y fundamento de todo»

El director de «Días de cine» asegura que el 90 % de sus recuerdos cinematográficos pertenecen a la experiencia de ver películas en la oscuridad de una sala de cine

Amabilidad y simpatía

Con 29 años en antena, Días de cine es uno de los programas más longevos de Televisión Española y la gran referencia cinematográfica de todos los cinéfilos españoles, ya que les brinda la oportunidad de estar al tanto de toda la actualidad relacionada con el mundo del cine.

Desde 2008, este programa está dirigido por Gerardo Sánchez, un licenciado en Ciencias de la Información, que trabaja en RTVE desde 1982 y es codirector del documental 24 horas en la vida de Elías Querejeta, jurado de los Premios Platino y autor de ensayos visuales para ediciones en DVD y Blue-ray, además de colaborar en libros como 1939. El mejor año de Hollywood, El universo de Howard Hawks, La diligencia. El libro del 80 aniversario o El universo de Gary Cooper, todos ellos editados por Notorious Ediciones. 

Cinéfilo insaciable, confeso coleccionista de todo tipo de películas (tiene más de 10 000 en su casa) e incansable devorador de cualquier clase de libro relacionado con el séptimo arte, Gerardo es la quintaesencia del amor al cine. Ha dicho en multitud de ocasiones que antes que nada ha sido un aficionado al cine «de a pie» y sigue imborrable en su memoria el recuerdo de todas las películas que vio en su niñez.

Gerardo, humanidad y profesionalidad

Este ratón de filmoteca fue la primera persona que entrevistamos para el blog de ViveOnline y ya puedes disfrutar de la memorable charla que tuvimos hace poco con él.

P. ¿Cómo definirías tu carrera profesional hasta el momento y hasta dónde te gustaría llegar?

R. Como dice Woody Allen, estar ahí es el 80 % del éxito. La suerte es el otro 89 % (sic). 

Comencé en TVE como mezclador de vídeo en el Mundial-82. Luego fui montador durante unos cuantos años. Y desde el 97 como «redactor», primero, «informador» después. O sea, periodista. Pero yo siempre he sido el mismo. Un friki del cine (y de algunas otras cosas también) . Como montador he montado lo que mucha gente no montará en toda una vida. Como redactor he hecho miles de reportajes. Supongo que lo que me queda es hacer lo que me gusta y hacerlo un poco mejor si cabe.

P. ¿Cuál ha sido el mayor reto al que te has enfrentado en tu brillante carrera profesional?

R. Me gusta trabajar bajo presión. Uno de los mayores retos (obviando el hecho de que como mezclador de vídeo inauguré las retransmisiones desde Torrespaña con un unilateral para México, en 1982) fue hacer de un día para otro un reportaje especial para una emisión especial a raíz de los atentados contra las Torres Gemelas en 2001. Uno de esos reportajes que me gustan a mí, en los que lo hago absolutamente todo. Escribir, montar, realizar… Se quedaron sorprendidos de la cantidad de películas que incluía el reportaje y de lo exhaustivo que era, pero claro, yo tenía ya entonces «todas» las películas.

Recuerdo también con mucho agrado una serie de 55 reportajes que hice durante mi etapa en el Canal 24 horas, junto a mi amigo Alejandro Caballero, sobre la historia del rock and roll. Nos quedamos a la mitad. Cubrimos desde 1955 a 1977.

Estoy especialmente orgulloso de todos los reportajes que he hecho en Días de cine, pero muy especialmente de los dedicados a John Ford, Rita Hawyworth o Judy Garland, además de los especiales dedicados a Howard Hawks, Ingmar Bergman o Federico Fellini. Y sobre todo estoy orgulloso de haber sabido y podido sacar el programa adelante en estos tiempos difíciles, desde casa, cuando nadie creía que en RTVE alguien pudiera hacerlo. Yo sí lo sabía.

Día de gala

P. ¿Cómo preparas los programas de «Días de cine»?

R. Los preparamos con dos premisas básicas. Por un lado, los estrenos propiamente dichos. Y por otro, efemérides relacionadas con películas, actores o directores. Además de festivales y nuestras tan queridas como nada queridas «habitaciones verdes».

P. ¿A quién te gustaría llevar como padrino o madrina en tu programa?

R. Antes de traer a Viggo Mortensen (le hice una oferta que no pudo rechazar), a punto estuvimos de que Peter Weir, un gigante del cine, lo fuera formalmente. Pero un problema con el equipo de cámaras freelance nos lo impidió por falta de tiempo. A pesar de este contratiempo, me dio tiempo de darle su camiseta de padrino (Martin Scorsese tiene otra, por cierto). Me gustaría tener a Francis Ford Coppola, Al Pacino o Robert de Niro (y algunos más). Y ya puestos, a Cate Blanchett. De Aragorn a Galadriel. 

P. ¿Te imaginas trabajando toda tu vida en «Días de cine»? ¿Eres partidario de «morirte» encima de un plató de televisión?

R. Yo moriré con las botas puestas. A todo esto, el otro día, por casualidad, entré en el portal de la Seguridad Social y vi, a modo de condena, que me quedan (hoy) cinco años, tres meses y cinco días para que me obliguen a renunciar a mi derecho al trabajo. Me parece muy triste y seguramente es inconstitucional, y puede que lo recurra a algún alto tribunal. Eso de ponerme fecha de caducidad administrativa me parece un insulto.

P. ¿Cuál es la anécdota más divertida que te ha ocurrido durante un rodaje de tu programa?

R. Aunque cada día que grabamos hay una anécdota, te diré dos: Una con Juan Antonio Bayona, que al terminar la grabación, antes de dar yo la claqueta, se sacó de la manga aquello de «yo no soy Juan Antonio Bayona, sino su hermano, pero no pasa nada, porque Gerardo tampoco es Gerardo, sino su hermano gemelo Danny Boyle».

Con Manolo Solo pasó también una cosa muy divertida (además de coger una mecedora para irse con ella en la cabeza tras despedirse). Como dijo que le gustaría rodar con Kore Eda, le dije yo «mira que si Kore Eda hiciera un remake de  Tarde para la ira…». Y empezamos a decir chorradas al respecto, hasta que grabamos un gag en el que hablaba en (supuesto) japonés y yo le preguntaba y él me decía que le había llamado Kore Eda para un remake de Tarde para la ira. Fue hilarante y lo íbamos a haber puesto en el programa, pero luego el bueno de Manolo Solo pensó que era un despropósito y lo dejamos correr (pero está grabado). 

Foxy in memoriam

P. ¿Cómo te ha afectado el coronavirus profesionalmente? ¿Y personalmente?

R. Personalmente, creo que poco. Aunque, a finales de marzo, estuve tres o cuatro días con una fiebre insistente, que solo bajaba con paracetamol de 1 g cada 8 horas, no sé si tuve el coronavirus. No estaba la cosa para, no estando mal, más allá de los escalofríos, el malestar y la fiebre delirante, ir al médico e impedir la atención de alguien que si estuviera realmente mal.

Pero mi padre falleció el 13 de marzo. No tuvo nada que ver con el coronavirus, sino con una infección brutal que le provocó una sepsis y un fallo multiorgánico, y en aquellos momentos todo era muy complicado en los hospitales. Solo pude verle cuando ya todo estaba perdido y él inconsciente (a distancia y sin poder tocarle). Luego, en el tanatorio, apenas estábamos seis personas. Fue un golpe muy duro. Mi padre tenía 86 años, hubiera cumplido 87 el 31 de marzo y solo 6 meses atrás se había hecho él solo una instalación de energía solar en su casa. Apenas 11 meses atrás se había comprado un coche eléctrico y estaba tan contento.

Y luego, cuando volvíamos a eso que se ha llamado (y me asusta la terminología) «nueva normalidad» murió casi de repente mi perrita Foxy, un ángel lleno de bondad, ternura, lealtad y unos ojos que lo decían todo. 36 horas antes de morir estaba perfectamente bien o eso creíamos, porque cuando el lunes la vimos junto a un charco de sangre, poco podíamos imaginar que un par de horas después el veterinario nos diría que tenía un cáncer que había destruido su hígado y había provocado una hemorragia interna. «No le quedan más de 24 horas de vida», nos dijeron. No hubo que dormirla. Murió en su casa, con nosotros acariciándola. No han sido, precisamente, buenos tiempos.

P. ¿Qué valores posees para dedicarte a una profesión tan emocionante como la tuya?

R. Una memoria de elefante, lo cual hace que parezca más inteligente de lo que soy. Pero lo que sí soy es un currante. Un estajanovista. Y creo que como he sido cocinero antes que fraile, soy lo suficientemente humilde para no creerme que soy importante por tener la suerte de ser el director de Días de cine.

P. ¿Qué competencias debe tener una persona para dedicarse a tu profesión?

R. Yo creo que la humildad es la base para todo. No se pueden mirar las películas (o los libros, o lo que sea) por encima del hombro. Detrás de una película hay mucho esfuerzo, tiempo y trabajo de mucha gente como para que alguien  que se diga a sí mismo que es «crítico» la despache en 50 lineas de texto o en un reportaje de televisión de forma displicente. El mismo respeto que pido yo para mi trabajo creo que hay que ofrecerlo a los demás. También hay que tener gusto, pero el gusto se educa. Y hambre, mucha hambre de conocer. ¡Ah, otra cosa! Yo desconfío de quien cree que ya lo sabe todo.

Todo un ratón de filmoteca

P. ¿Qué consejos le darías a una persona que quiera dedicarse a tu profesión?

R. Esfuerzo y humildad. Contra eso, huir de la vanidad y de aquellos que quieren subir a costa del trabajo de los demás, algo que yo no soporto.

P. Las salas de cine están hechas a prueba de bomba. Llevan muchas décadas queriendo acabar con ellas y se han enfrentado a «enemigos» tan peligrosos y variados como la radio, los discos, las crisis económicas, las guerras, la televisión, el vídeo doméstico o los videojuegos. Ahora son Internet y el streaming quienes las están «amenazando». ¿Qué opinas de las plataformas digitales como Netflix? ¿Cómo crees que será el cine del futuro?

R. Mi educación cinematográfica es de un 99 % en salas de cine. Pero eran otros tiempos. Ahora muchas veces ir al cine es un sufrimiento. Gente maleducada e irrespetuosa haciendo ruido, mirando el móvil… En una palabra, molestando. Un anticlímax. Pero no es solo eso, sino el momento que vivimos lo que va a hacer, creo que las plataformas vayan para arriba. Quizás suceda un día de estos lo que pasó en EE. UU. cuando los tribunales dictaminaron que los estudios no podían tener cadenas de exhibición por la ley antimonopolio. Pero ya sucede algo así. Solo que la distribución es en una pantalla en tu casa en el móvil, el ordenador, la tablet.. 

Por otro lado, benditas las plataformas y el trabajo que dan. En cierto modo me recuerdan a los Estudios del Hollywood Clásico (o mismamente a Cifesa, en España). 

P. ¿Cuáles son tus actrices favoritas?

R. Katharine Hepburn, Katharine Hepburn y Katharine Hepburn. También me gustan otras actrices como Lauren Bacall, Maureen O´Hara, Bette Davis, Giulietta Masina, Audrey Hepburn, Marilyn Monroe, Rita Hayworth…

P. ¿Cuáles son tus actores favoritos?

R. John Wayne, Henry Fonda, James Stewart, Marcello Mastroianni, Sean Connery, Michael Caine, Humphrey Bogart, Cary Grant, Gary Cooper,  Gregory Peck, Spencer Tracy, Jack Lemmon, Jean Gabin…

P. ¿Cuáles son tus directores y directoras favoritas?

R. Charles Chaplin, John Ford, Friedrich Wilhelm Murnau, Alfred Hitchcock, Yasujirō Ozu, Kenji Mizoguchi, Akira Kurosawa, Howard Hawks, Raoul Walsh, Francis Ford Coppola, Martin Scorsese, Woody Allen, Ingmar Bergman, Federico Fellini, Roberto Rosselini, Luis Buñuel, Luis García Berlanga, Carlos Saura… 

Hay buenas directoras, sin duda, pero no llegan a la altura de los citados (tengo unos cuantos más). 

P. ¿Nos puedes adelantar algo sobre tus futuros proyectos?

R. Como Alfred Hitchcock, en realidad, lo que me gustaría es poder rehacer las cosas que hago para hacerlas mejores. Sé que eso es imposible, pero haciendo muchas cosas vas aumentando tu experiencia para que lo que hagas de nuevas te salgo un poco mejor.

P. ¿Le puedes mandar un mensaje de agradecimiento a tus seguidores?

R. Gracias por estar ahí, fielmente, semana tras semana, viendo un programa que, cuando está a punto de hacer 28 años en antena (se dice pronto) a mí mismo me parece algunas veces que es una rara avis en este mundo de banalidades, vulgaridades y naderías.

Este incansable artesano del mundo de la televisión y del séptimo arte todavía tiene muchos días de cine que regalarnos y sobre todo su humanidad y cultura. ¡¡Gracias Gerardo!!

Sigue a Gerardo Sánchez a través de sus redes sociales:

Twitter: @GerardoQuietMan

Instagram: @gerardoquietman

Sigue a «Días de cine» en sus redes sociales:

Twitter: @DiasDeCine

Facebook: @DíasDeCine

Instagram: @diasdecine_ddc

Blog: Días de cine

10 comentarios en “Gerardo Sánchez: «La humildad es la base y fundamento de todo»”

  1. Cristina G.Rabé

    Súper interesantísima, le sigo en su programa desde hace muchos años, y cada vez que puedo lo veo. Como cinéfila me ha encantado y él como persona muy cercano. ¡Gracias por esta entrevista!

  2. BELEN MORENO GUTIERREZ

    Me ha gustado mucho la entrevista a Gerardo Sánchez he descubierto a un gran trabajador y amante de su profesión donde valora entre otras las virtudes principales como constancia y voluntad.
    Enhorabuena por la entrevista
    Saludos

  3. Sara Martinez Ruiz

    Enhorabuena, me ha gustado saber un poquito más de este trabajador incansable,profesional y muy serio con lo que hace

  4. Felicidades por la entrevista a tan importante personalidad de la televisión en materia de cine y todo lo que ello implica.
    Excelente iniciativa que este proyecto resalte la importancia del cine en el desarrollo humano, social, y del enriquecimiento cultural de una Nación.
    Me gustó conocer de este comunicador , quien realmente con su vasta experiencia nos adentra en este mundo tan interesante y necesario.

  5. Begoña Monserrat

    Esta entrevista a Gerardo Sánchez me ha descubierto los entresijos de su profesión y del bagaje que ha adquirido a lo largo de los años en su “medio natural”, el cine.

    Su trabajo no puede ser realizado a no ser que se mantenga fidelidad absoluta hacia sí mismo, complicidad con las personas que viven por y para el cine. Y, por último, se muestre respeto a los cinéfilos que nos interesamos y, particularmente en mi caso, aprendemos de lo que los profesionales como él nos ofrecen.

    Es una suerte poder contar con el buen hacer de este auténtico currante-amante del séptimo arte.

    Mi enhorabuena por la entrevista y la mejor de las suertes en la aventura que acaba de arrancar VIVEONLINE.

    Un saludo afectuoso.

    1. Muchas gracias por tu comentario, Begoña. Nos ha hecho ilusión que te haya gustado esta entrevista a Gerardo y tus ánimos por esta nueva aventura que emprendemos desde #ViveOnline.
      Un abrazo online,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.