ViveOnline

Cómo crear un plan de marketing en redes sociales: la hoja de referencia del consultor

woman, face, social media-1446557.jpg

¿Necesitas especificar un plan para un cliente? ¿Te preguntas qué deben incluir los elementos centrales de una buena estrategia de marketing social?

En este artículo, encontrarás una buena estrategia, flujos de trabajo y más.

El siguiente articulo es una traducción/adaptación de otro que se encuentra en la web Social media Examiner y que ha sido escrito por Ben Sailer.

Las imágenes que aparecen a lo largo de artículo están escogidas del original, excepto la primera que es nuestra.

# 1: Aclara tu estrategia de redes sociales para desarrollar un camino claro hacia adelante

Los especialistas en marketing saben que tener una estrategia documentada está fuertemente correlacionada con el éxito. Pero también sabemos que el marketing en redes sociales se mueve rápido, a menudo dejando obsoletas las estrategias documentadas poco después de su redacción.

El mejor enfoque, entonces, es mantener tu estrategia simple, flexible y adaptable. De esa manera, puedes proporcionar a tu equipo un marco a seguir sin perder una cantidad excesiva de tiempo elaborando un plan que se volverá inútil mañana.

Esto es lo que debes incluir en una estrategia básica:

  • Metas. ¿Qué vas a lograr?
  • Persona del cliente. ¿A quién te diriges?
  • Resumen de voz de marca. ¿Cómo debería sonar tu contenido?
  • Redes seleccionadas. ¿Dónde estarás presente?
  • Frecuencia de publicación. ¿Con qué frecuencia publicarás?

Puedes documentar fácilmente tu estrategia creando un documento de Word o una presentación de PowerPoint con secciones dedicadas a cada uno de estos puntos.

Para ahorrar algo de tiempo, puedes utilizar esta plantilla de Hojas de cálculo de Google disponible públicamente. Es fácilmente editable e incluye una diapositiva para cada una de las siguientes secciones.

Fijar metas

Esta publicación trata sobre cómo organizarse para mejorar tus probabilidades de éxito. Sin embargo, antes de poder definir el éxito, debes establecer objetivos claros. Son con lo que medirás tus resultados.

El primer paso es determinar tus objetivos comerciales y luego establecer metas de redes sociales que se alineen con esos objetivos. Esto garantizará que tu estrategia afecte a los resultados comerciales reales.

Los especialistas en marketing suelen preguntar cómo pueden establecer objetivos ambiciosos pero alcanzables. Esta pregunta es difícil de responder sin saber cómo se está desempeñando actualmente tu negocio, cuánto tiempo has estado activo en una red determinada y otros factores.

Si tienes dificultades para concretar los números, considera comenzar con el promedio de tu rendimiento durante los últimos 90 días en cualquier métrica determinada y apunta a una mejora del 10% durante el próximo trimestre. Si superas ese objetivo, aumenta el porcentaje para el trimestre siguiente. Sin embargo, si te quedas corto, es posible que debas reconsiderar tu estrategia o tácticas.

No hay nada científico en este enfoque. La idea es simplemente encontrar un punto de partida y luego ir desde allí en función de los datos y el rendimiento.

Lo que más importa es que prestes atención a las métricas de las redes sociales que se alinean más estrechamente con lo que tu empresa necesita lograr.

Desarrollar una personalidad de cliente

Si tu equipo de marketing ya ha creado una persona para su cliente objetivo, este paso será fácil.

Sin embargo, si estás desarrollando uno desde cero, existen formas de simplificar el proceso. La creación de personas puede ser compleja, pero puede adoptar un enfoque esbelto para comenzar.

Empieza por determinar quién podría ser tu cliente objetivo. Tu equipo de marketing puede tener esta información o puede estar dentro de otra unidad comercial de tu organización.

A continuación, utiliza el análisis en la aplicación en la página de Facebook de tu empresa para encontrar información básica sobre tus fans.

Inicia sesión en la página de Facebook de tu empresa, luego visite la pestaña Insights y haz clic en Personas en la barra de navegación de la izquierda. Aquí puedes encontrar información básica sobre tus fans:

  • La edad
  • Género
  • Ubicación geográfica
  • Idioma

No son muchos datos, pero es un comienzo. Para obtener información más detallada, utiliza Google Analytics. Haz clic en tu cuenta y luego en Audiencia> Intereses:

Esto te informa sobre los intereses de las personas que visitan tu sitio web. Para que esto sea más útil específicamente para el marketing en redes sociales, haz clic en Adquisición> Social> Referencias de red:

A continuación, en el menú desplegable Dimensión secundaria, desplázate hacia abajo hasta Usuarios y selecciona Categoría de afinidad:

Ahora tienes acceso a algunos datos de alto nivel sobre los intereses de tu audiencia de redes sociales en función de a quién se refiere a tu sitio web desde sus canales de redes sociales.

A continuación, hazte las siguientes preguntas:

  • ¿Quién creemos que es nuestro cliente objetivo?
  • ¿Nuestro seguimiento en las redes sociales se alinea con este grupo demográfico?
  • ¿Cómo podemos construir una descripción básica de nuestro cliente ideal?

Las respuestas a estas preguntas te ayudarán a comprender si las redes sociales atraen a los mejores prospectos a tu negocio. También puede ayudarte a comprender los intereses de los visitantes que realizan más conversiones en tu sitio web.

Establecer una voz de marca para las redes sociales

¿Qué tienen en común muchas de las marcas más exitosas en las redes sociales?

Una voz distintiva.

La compañía de colchones Casper mantiene un sentido del humor seco (mientras mantiene su contenido conectado a su producto):

La marca de batidos Innocent también es conocida por su agudo ingenio:

Las marcas no necesariamente tienen que ser divertidas para destacar, aunque el humor parece llamar mucho la atención. Echa un vistazo a esta publicación del fabricante de encimeras de piedra Cambria, que mantiene una voz discreta y autoritaria:

¿Cómo lo hacen estas marcas? Entienden la voz de su marca. Desarrollar uno para tu empresa es una parte clave para mantenerte organizado en lugar de hacer que tus publicaciones suenen dispersas.

A continuación, te mostramos una forma sencilla de establecer la voz de la marca:

  • Pregúntate quién eres.
  • Pregúntate quién no eres.

Enumera varias preguntas y respuestas para ti mismo siguiendo este formato: “Somos [INSERTAR ATRIBUTO], pero no somos [INSERTAR ATRIBUTO]”.

Este ejercicio puede ayudarte a determinar rápidamente cómo podría sonar tu marca en las redes sociales. En lugar de sonar exactamente como todos los demás (o no sonar como nadie en particular), puedes establecer una voz y un tono que le darán a tu presencia en las redes sociales una sensación uniforme y te ayudarán a atraer a las personas adecuadas.

Tu resumen de voz de marca terminado puede sonar así:

Somos alegres, pero no tontos.

Somos graciosos, pero no sarcásticos.

Somos inspiradores, pero no cursis.

Pruébalo y ve qué se te ocurre que pueda resonar en tu audiencia.

Audita y prioriza tus redes

El siguiente paso para organizarse es comprender en qué redes debes estar.

Esto incluye determinar:

  • Qué redes están funcionando bien en este momento: tus análisis te permitirán saber qué está funcionando bien y qué no.
  • Qué redes tienen un rendimiento inferior: considera si vale la pena conservarlas o si su ejecución simplemente necesita mejorar.
  • ¿A qué redes deberías considerar unirte? ¿Hay redes en las que no estás pero que podrían ser efectivas para tu negocio?

Es mejor administrar cada red dentro de una plataforma de programación y administración de redes sociales. Hay toneladas de estos disponibles en el mercado. Considera opciones que incluyen capacidades de administración de tareas, flujo de trabajo y colaboración para maximizar el poder de tu organización.

Establecer una frecuencia de publicación

No hay una frecuencia de publicación establecida que pueda garantizar el éxito. Sin embargo, mantener un cronograma de publicaciones constante es vital para mantenerse organizado y mantener una presencia continua.

A continuación, se muestran algunos puntos de partida sencillos a tener en cuenta para cada red:

  • Facebook: 1 publicación por día
  • Twitter: 15 tweets por día
  • Pinterest: 11 pines por día
  • LinkedIn: 1 publicación por día
  • Instagram: 1 publicación por día

Ajusta tu enfoque de acuerdo con los resultados, las redes en las que estás activo y los recursos disponibles para crear contenido social.

# 2: Organiza la planificación del proyecto para eliminar la ambigüedad

La planificación adecuada precede al éxito. Los especialistas en marketing que planifican cuidadosamente sus campañas y proyectos informan que tienen un 356% más de probabilidades de éxito.

Cualquier equipo puede implementar un proceso simple para hacer esto.

Comienza cada campaña con un resumen creativo

Es más fácil mantener los proyectos organizados cuando todos están (literalmente) en la misma página.

Un resumen creativo (o resumen del proyecto, según tu terminología preferida) es un documento de una página que enumera los requisitos para un proyecto o campaña. Debe incluir la siguiente información:

  • Resumen del proyecto: describa el proyecto o campaña en un nivel alto.
  • Detalles: Debe responder a quién está dirigido el proyecto, su objetivo y los requisitos técnicos para los entregables (por ejemplo, tamaños de imagen, resolución de vídeo, etc.).
  • Proceso: enumere los pasos que deben completarse en orden.
  • Miembros del equipo: ¿Quién trabajará en este proyecto?
  • Cronograma: ¿Cuándo vence el proyecto?
  • Recursos: ¿Qué necesitarás para hacer esto?

Eso es todo. Un documento de Google Doc o Word compartido con esta información debería ser suficiente. También puedes utilizar la plantilla que se muestra a continuación, que puedes encontrar aquí.

Inicia proyectos a gran escala con una reunión de equipo

Una vez que hayas escrito un resumen del proyecto, programa una reunión para compartirlo con el equipo. Si nunca has organizado una reunión, esto puede resultar algo intimidante. Sin embargo, esto es todo lo que necesitas para hacerlo bien:

  • Reserva tiempo y espacio para reunirte y agrégalo a tu calendario entre oficinas.
  • Familiarízate con el informe para no tener que improvisar durante la reunión.
  • Deja tiempo para preguntas porque es casi seguro que el equipo las tendrá.

Planea dedicar alrededor de media hora a la reunión. Para cuando hayas terminado, deberías tener lo siguiente:

  • ¿Quién debe ser responsable de qué tareas?
  • ¿En qué orden deberían estar esas tareas?
  • ¿Cuánto tiempo tomará completar cada tarea?

Esta información será fundamental para completar el siguiente paso de este proceso.

Configurar flujos de trabajo de redes sociales con listas de verificación

Las listas de verificación son herramientas organizativas poderosas cuando se manejan de la manera correcta.

Al documentar tus flujos de trabajo como listas de verificación, puedes asegurarte de que cada tarea y campaña se complete de la manera correcta en todo momento. Te aseguran de que no se pierda nada y ayudan a desarrollar hábitos positivos.

Sigue estos pasos para planificar un flujo de trabajo eficaz:

  • Enumera todos los pasos necesarios para completar un determinado tipo de proyecto (planificación de campañas, filmación de vídeos, etc.).
  • Calcula cuánto tiempo toma generalmente cada paso (y si no sabes la respuesta, pregúntale a la persona que normalmente completa esa tarea).
  • Asigna cada tarea a un miembro del equipo junto con una fecha límite para cada tarea.

A continuación, se muestra un conjunto de pasos de muestra para crear una campaña en las redes sociales.

[] Desarrollar el concepto de campaña.

[] Escribir publicaciones en las redes sociales.

[] Proyecto de dirección para el diseño de redes sociales.

[] Diseñar gráficos para redes sociales.

[] Revisar la copia y el diseño.

[] Importar copias y gráficos a la herramienta de programación de redes sociales.

[] Establecer la fecha y hora de publicación.

Ahora, aquí está el mismo flujo de trabajo con un miembro del equipo asignado a cada paso:

[] Desarrollar el concepto de campaña. (Estratega)

[] Escribir publicaciones en las redes sociales. (Redactor)

[] Proyecto de dirección para el diseño de redes sociales. (Redactor)

[] Diseñar gráficos para redes sociales. (Diseñador grafico)

[] Revisar la copia y el diseño. (Gerente)

[] Importar copias y gráficos a la herramienta de programación de redes sociales. (Estratega)

[] Establecer la fecha y hora de publicación. (Estratega)

Finalmente, aquí está con los plazos asignados:

[] Desarrollar el concepto de campaña. (Estratega – 4 horas)

[] Escribir publicaciones en las redes sociales. (Redactor – 6 horas)

[] Proyecto de dirección para el diseño de redes sociales. (Redactor publicitario – 2 horas)

[] Diseñar gráficos para redes sociales. (Diseñador gráfico – 8 horas)

[] Revisar la copia y el diseño. (Gerente – 1 hora)

[] Importar copias y gráficos a la herramienta de programación de redes sociales. (Estratega – 0,5 horas)

[] Establecer la fecha y hora de publicación. (Estratega – 0,25 horas)

Sigue este proceso para desarrollar flujos de trabajo que tengan sentido para ti. Comienza con las tareas, luego agrega los asignados y los tiempos de finalización estimados.

# 3: Coordina publicaciones y campañas con un calendario de redes sociales

¿Con qué frecuencia se te ha pedido que crees una publicación (o incluso una campaña) en el acto? ¿Y cómo se ha sentido con el trabajo que ha realizado sin planificarlo? La respuesta a esas preguntas probablemente sea “con demasiada frecuencia” y “no muy bien”.

¿Cuál es la solución? Usa un calendario de redes sociales para planificar publicaciones estratégicamente y asegúrate de tener siempre suficiente contenido para mantener a tu audiencia comprometida.

La forma más rentable de crear un calendario es con una hoja de cálculo; puedes encontrar una plantilla disponible públicamente sin costo aquí (descarga el archivo o haz clic en Archivo> Hacer una copia para crear una copia para ti). Esto es lo que parece:

Es simple y sencillo de usar. Para cada publicación, incluye lo siguiente:

  • Copia de la publicación: la leyenda o el texto de la publicación.
  • Enlace de imagen: almacena tu imagen en el almacenamiento en la nube (Google Drive, Dropbox, etc.) o en un administrador de activos digitales, y enlaza al lugar donde se puede encontrar cada imagen.
  • Hora: ¿Cuándo debería publicarse la publicación?
  • URL: si la publicación incluirá un enlace externo.

A continuación, diseña un sistema simple de codificación por colores para organizar tu calendario. Aquí hay algunas ideas sobre cómo podrías organizarte tu calendario por color:

  • Campañas: todas las publicaciones vinculadas a una campaña deben estar codificadas por colores.
  • Tipos de contenido: vídeos, publicaciones que comparten publicaciones de blog y otros
  • Miembros del equipo: ¿Quién es responsable de crear cada publicación?

Puedes editar o codificar con colores este calendario para que se ajuste a tantas publicaciones como necesites y organizarlo de la forma que desees.

Consejo profesional : utiliza un proceso de aprobación de contenido para revisar el trabajo de manera eficiente y asegurarte de que los errores no se publiquen.

# 4: Establece un cronograma de informes para demostrar tu valor

Parte de la razón por la que nos tomamos el tiempo para organizarnos es para mejorar los resultados comerciales y de marketing. Para mostrar cómo lo estás haciendo, deberás informar sobre el rendimiento del marketing en redes sociales. Esto debería ser algo que se haga de forma regular para que no te pillen sin una respuesta cuando te pregunten cómo estás aportando valor a la empresa.

La mayoría de las plataformas de gestión de redes sociales incluyen funciones de análisis y generación de informes. Utiliza el tuyo para exportar y enviar informes por correo electrónico de forma semanal o mensual. Considera incluir a cualquier persona que pueda beneficiarse de tener esa información (o cualquier persona que pueda estar interesada).

Conclusión

Organizarse lleva algo de tiempo desde el principio; sin embargo, una vez que se implementan las herramientas y los procesos efectivos, pueden generar inmensos beneficios para la productividad, la felicidad del equipo y el éxito general.

Ahora que tienes toda la información que necesitas, es hora de ponerla en práctica. Utiliza los consejos anteriores para organizar tus próximas campañas de marketing.

¿Qué piensas? ¿Utilizarás esta lista de verificación en tu propio trabajo? ¿Tienes otros consejos que ofrecer? Comparte tus pensamientos en los comentarios que hay abajo ¡¡Muchas gracias!!

SOBRE EL AUTOR Ben Sailer

Ben Sailer es un comercializador de contenido en CoSchedule, una solución de calendario de contenido todo en uno para especialistas en marketing ocupados. Sus áreas de especialización incluyen redes sociales, blogs, estrategia de contenido y optimización de motores de búsqueda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.