ViveOnline

Javier Muñoz: «Trabajar con José Luis Garci en «El crack cero» ha sido un sueño hecho realidad»

Irrumpe con la fuerza de un sueño una nueva cantera de directores de cine españoles para hacer frente a la crisis que está atravesando este sector en la actualidad.

Todos ellos, partiendo casi siempre de cero, han debutado ya en la dirección de películas, mientras esperan a que les den luz verde a sus próximos proyectos.

Javier Muñoz es uno de nuestros mayores talentos cinematográficos.

A pesar de su juventud, ya ha trabajado con directores tan importantes como José Luis Garci («El crack cero»)

Una hornada de jóvenes cineastas
En los últimos años, en España se han estrenado una ingente cantidad de películas realizadas por gente muy joven que contribuyen a aportar una mirada personal, tamizada de intimismo, a la sociedad y el cine. Son óperas primas que manifiestan el incontrolable deseo de estos jóvenes cineastas de llamar la atención por medio del lenguaje y la expresión cinematográfica. Saben que son el futuro de nuestra industria cinematográfica y necesitan demostrar todo el talento que llevan dentro. Disponen del temple de acero necesario para que esta misión de audaces se convierta en su primera victoria.  
 
Esta nueva hornada de realizadores se siente orgullosa y con la adrenalina por las nubes, cual padres primerizos, ante la hazaña de haber terminado el rodaje de su primera película. No ha sido un camino de rosas, más bien todo lo contrario. Algunos aseguran que un vía crucis es poco comparado con lo que han vivido durante todo este proceso creativo. Incluso se les ha pasado por la cabeza la idea de arrojar la toalla. Pero han aprendido que las piedras que no matan, fortalecen. 
 
La tenaz persistencia que caracteriza a esta brillante generación les ha llevado a recorrerse todas las productoras de arriba abajo. Poner en juego de una vez todos los recursos de los que disponen era bastante osado. Incluso nos atreveríamos a decir que arriesgado. La tarea de buscar financiación puede ser todavía más enrevesada que el rodaje de la propia película. Sobre todo en estos tiempos de crisis que estamos viviendo (con la mayoría de las salas de cine cerradas) en los que las personas se calibran cuando consiguen vencer una situación desfavorable. 
Opera prima
En algunos de ellos, su ópera prima está empapada intencionadamente de sus principales influencias y gustos cinematográficos, con la intención de parecer más bien un homenaje a los cineastas que admiran que una obra de marcado carácter personal. Otros, como es el caso de Javier Muñoz, logran expresar desde el principio (sin renunciar al predominio que los grandes maestros han ejercido en él) un estilo único, con el que serán identificados y recordados en el futuro. Javier, guionista de Atasco en la nacional o La semana que viene (sin falta), pertenece a este flamante grupo de talentosos realizadores a los que, a pesar de estar de sobra preparados para tan larga odisea, les ha costado mucho denuedo sacar adelante su proyecto. 
 
Siendo un gran apasionado y conocedor del cine negro estadounidense era de suponer que su debut cinematográfico iba a estar relacionado con los ambientes pesimistas y fatalistas que imperan en este género. Sicarivs: La noche y el silencio (2015) es su primera y única película hasta el momento como director. Un inquietante thriller que cuenta la historia de un asesino a sueldo que deberá actuar con rapidez cuando decide no cumplir una misión que se le ha encargado. 
 
Javier, sin contar con todos los medios que le hubiera gustado tener, se convierte en el retratista inflexible de un submundo urbano completamente amoral que contiene muchos de lo elementos primordiales del estilo noir más clásico: temática criminal, un asesino profesional, todas las escenas transcurren de noche, la timba de póquer, lugares de mala muerte como un prostíbulo…. Sicarivs es una película que, sin proponérselo, ha alcanzado una inesperada posición de culto entre los espectadores, entrando por méritos propios en los círculos reservados a las creaciones veneradas. 
 
Protagonizada por un exultante Víctor Clavijo, nuestro actor más camaleónico, Sicarvs ocupa un puesto de honor entre las mejores películas de intriga realizadas últimamente en nuestro país. El género de suspense goza de un impacto sin parangón entre el público y la crítica convirtiéndose, sin ningún tipo de discusión, en el gran estilo cinematográfico de la industria cinematográfica española durante la última década.
Admiración e inspiración
Aunque no debemos olvidar que fue el maestro José Luis Garci quien colocó la primera piedra en 1981 con El crack (posteriormente, en 1983, estrenó El crack II), una película que supuso un punto de inflexión en el cine negro patrio y un giro brutal en la carrera de Alfredo Landa. El actor navarro, conocido hasta ese momento por haber creado el landismo (comedias fáciles con ciertos toques eróticos), entró de manera triunfal en el Olimpo de los intérpretes dramáticos con el personaje de Germán Areta (alias el Piojo). Las aventuras y desventuras de este hombre, al que la vida no se ha cansado de golpear en incansables ocasiones, han trascendido al tiempo y a la cultura, convirtiéndose en leyenda. 
 
En 2019, José Luis Garci y Javier Muñoz (gran admirador de la trilogía de El crack) juntaron sus fuerzas para culminar la historia del detective privado más famoso de la historia del cine español con El crack cero. El resultado final sorprendió a propios y extraños (no era nada fácil narrar las primeras peripecias de nuestro investigador favorito), y la película contó con el beneplácito de casi toda la crítica especializada y de la gran mayoría del público. El crack cero es un brillante broche de oro para el personaje de Germán Areta, que en su día encarnó magistralmente el inolvidable Alfredo Landa y del que Carlos Santos recoge el testigo muy dignamente en esta precuela. 
 
Javier no se puede estar quieto ni un segundo: acaba de publicar su nueva novela (Muñecas) y de escribir el libro que acompaña a la edición especial en Blu-ray de El crack, mientras espera sacar adelante la segunda parte de Sicarivs (mucho más espectacular y con bastante más acción que la primera). El guion lo tiene escrito y el reparto principal (contando, al igual que en la primera entrega, con Víctor Clavijo como protagonista principal) completamente cerrado. Pero las televisiones y las plataformas son las que mandan, y de ellas depende sacar esta película adelante.
El origen: «Todo empezó viendo programas dobles en los cines de mi barrio»
Pregunta. ¿Cómo definirías tu carrera profesional hasta el momento y hasta dónde te gustaría llegar como cineasta? 
 
Respuesta. Difícil. No soy hijo de, sobrino de, nieto de… Ni tengo una familia acomodada que me abra puertas. Llegaré hasta donde me dejen.
 
R. ¿Cuál ha sido el mayor reto al que te has enfrentado en tu brillante carrera profesional? 
 
R. Obviamente Sicarivs, ya que además de guionista fui director.
 
R. ¿Te imaginas trabajando toda tu vida en el mundo del cine? 
 
R. He tenido muchos trabajos a lo largo de mi vida y eso me ha venido bien. Porque hay cineastas que solo se han dedicado a esto y están un poco ajenos a la realidad. Me gustaría acabar mis días como presidente del Real Madrid (se ríe). 
 
R. ¿Cuál es la anécdota más divertida que te ha ocurrido durante un rodaje? 
 
R. No recuerdo ninguna anécdota destacable. Los rodajes son tan estresantes y vas tan mal de tiempo que no hay nada que te distraiga, por lo menos a mí.
 
R. ¿Qué consejos les darías a las personas que estén pensando en dedicarse a tu profesión? 
 
R. Que se case con un funcionario o funcionaria.
 
P. ¿Cuándo comenzó tu pasión por el cine? 
 
R. Desde muy pequeño, viendo programas dobles en los cines de mi barrio.
Un rodaje satisfactorio
P. ¿Cómo te ha afectado el coronavirus profesionalmente? ¿Y personalmente? 
 
R. La verdad es que no mucho. Suelo pasar mucho tiempo en casa escribiendo. Personalmente, lo peor ha sido que tengo a mi madre en una residencia, enferma de alzhéimer. Pero de momento aguanta, la mujer.
 
P. ¿Qué valores crees que posees para dedicarte a una profesión tan difícil y sacrificada como la de cineasta? 
 
R. Valores, no sé. Lo que sí creo que tengo es ese 1 % de inspiración que se necesita para crear algo. El resto, como bien sabéis, es 99 % de sudoración.
 
P. ¿Qué competencias debe tener una persona para dedicarse a tu profesión? 
 
R. Primero ver cine, segundo ver cine y tercero, déjadme pensar… ver cine.
 
P. ¿Cómo surgió la idea de rodar una película tan arriesgada como Sicarivs: La noche y el silencio?
 
R. Fue en el rodaje de Atasco en la nacional, de la que soy guionista. En una pausa, charlando con Josetxo San Mateo, el director, nos pusimos a hablar de ideas. Él me dijo: «Molaría seguir a un sicario durante una noche de trabajo». ¡«Hombre!», le contesté, «Eso no podemos hacerlo, porque estaríamos cometiendo un delito». Pero el germen se me quedó en la cabeza y en cuanto acabó el rodaje me puse a escribir el guion.
 
P. ¿Hiciste la película que querías hacer o sufriste algún tipo de imposición o contratiempo antes, durante o después del rodaje? 
 
R. Recibir la ayuda de TVE tiene sus pros y sus contras. Los contras: que te dan menos dinero que las privadas y apenas hacen promoción. Los pros: que no se meten absolutamente en nada a nivel creativo. Y a nivel técnico tuve bastantes limitaciones, pero creo que las resolvimos bastante bien.
 
P. ¿Qué me puedes contar sobre el trabajo que hace Víctor Clavijo en esta película?
 
R. Clavijo hizo un trabajo extraordinario. Comprendió bien el personaje. Tuvimos muchas charlas previas y creo que conseguí transmitirle todo lo que quería que me diera. Y a nivel profesional es un crack. A veces en la primera toma ya lo clavaba y simplemente hacíamos la segunda para cubrirnos.
 
Encuentros y realidades
P. ¿Por qué rodar una película en España «cuesta sangre, sudor y sobre todo muchas, muchas, muchas lágrimas» como tú siempre dices? 
 
R. Porque es prácticamente un milagro. Os cuento el proceso: Yo escribo un guión. Se lo paso a varios actores para ver si les gusta. Y si les convence, me dan una carta de compromiso. Con todo eso voy a una productora. Se leen el guion, les gusta y me firman una cesión de derechos. En cualquier otro país, ya se haría la película. Aquí no. Aquí tienes que ir a los comités de las televisiones. Y junto a tu proyecto hay otros cien. Y no hay dinero para todos. Es casi una lotería.
 
P. ¿Qué proyectos se te han quedado completamente en el camino o en el olvido?
 
R. En el camino unos cuantos. En el olvido ninguno. Si me tocara el sorteo de Euromillones los haría todos.
 
P. ¿Cómo surgió la posibilidad de trabajar en El crack cero
 
R. En la promoción de Sicarivs, Garci me invitó a su programa Cowboys de medianoche. Había visto la película y le había gustado. Yo, como admirador suyo, me llevé mi DVD de El crack para que me lo firmara. Entonces le dije que tenía una idea para una precuela. Él, que ya había tenido conversaciones parecidas con la familia de Landa, me dijo que adelante, que me pusiera a ello.
 
P. ¿Qué te ha supuesto trabajar con un director tan importante para nuestro cine como José Luis Garci? 
 
R. Un autentico privilegio. Un sueño hecho realidad.
 
P. ¿Qué valores y competencias destacarías de José Luis Garci? 
 
P. Para mí siempre ha sido el mejor director español. Aparte de eso, es un erudito. Sabe de cine, de libros, de boxeo, de música… Solo le gano en el fútbol (se ríe), que creo que sé un poquito más que él (se ríe).
 
P. ¿Cuál es tu escena favorita de la película? ¿Qué fue lo más difícil de escribir?
 
P. Puede que sea el clímax en casa de Johnny Olas. Creo que esa conversación entre Areta y el cantante puede estar a la altura de muchos clásicos de cine negro. Escribir el guion no fue difícil. He visto las anteriores películas de El crack unas cincuenta veces. Eran personajes muy familiares para mí.
 
P. ¿Sientes alguna similitud o tienes algo en común con alguno de los personajes?
 
P. Desde pequeño siempre me han atraído los detectives privados perdedores.
Todo termina con un principio
P. Creo que Carlos Santos, Miguel Ángel Muñoz y María Cantuel son los tres grandes descubrimientos de esta película. ¿Qué opinión nos puedes dar sobre los actores que han trabajado en esta película? 
 
R. Carlos Santos ha hecho un magnífico trabajo, rozando a Landa y mimetizándose en él sobre todo con la mirada. Lo de Miguel Ángel Muñoz ha sido la repera, demostrando a mucha gente lo gran actor que es. Y María Cantuel aportó mucha luz a su personaje, es una actriz maravillosa. Todo el reparto está genial. Casablanc, Vico, Mérida…
 
P. ¿Te sentiste decepcionada cuando te dejaron fuera de las nominaciones a los premios Goya en la categoría de mejor guion? 
 
R. Bueno, solo un poco. Ya teníamos la sensación de que no íbamos a rascar nada.
 
P. Las salas de cine están hechas a prueba de bomba. Llevan muchas décadas queriéndolas «matar» y se han enfrentado a «enemigos» tan peligrosos y variados cómo la radio, los discos, las crisis económicas, las malditas guerras, la televisión, el vídeo doméstico o los videojuegos. Ahora son Internet y el streaming quienes las están «amenazando». ¿Qué opinas de las plataformas digitales como Netflix? ¿Cómo crees que será el cine del futuro? 
 
R. Las plataformas están bien, pero no entiendo cómo van a poder mantenerse con esas pérdidas millonarias. Supongo que todas están dirigidas a que al final las compren Disney o Apple, las dos únicas empresas que existirán en el mundo dentro de cincuenta años. Las salas están condenadas a desaparecer, pero espero que no lo vivamos aún en este siglo. En el futuro, todos los contenidos culturales serán descargados en tu casa en una pantalla multimedia al estilo Minority Report.
 
P. ¿Cuáles son tus actrices favoritas? 
 
R. Te nombro extranjeras para que nadie de aquí se enfade: Marilyn Monroe de las clásicas y Jessica Chastain de las actuales. 
 
P. ¿Cuáles son tus actores favoritos? 
 
R. James stewart de los clásicos y Edward Norton de los actuales. 
 
P. ¿Cuáles son tus directores favoritos? 
 
R. Frank Capra, John Ford, Steven Spielberg y Brian De Palma
 
P. ¿Nos puedes adelantar algo sobre tus futuros proyectos? 
 
R. Pues lo de siempre, intentando sacar algún proyecto adelante como la segunda parte de Sicarivs y algún que otro thriller. No sé qué deciros. Con la pandemia está todo muy parado y complicado. Lo único seguro es que para el verano publicaré otra novela. 
 
P. ¿Les puedes mandar un mensaje de agradecimiento a tus seguidores? 
 
R. No creo que tenga muchos, pero en cualquier caso siempre intento dar las gracias a todo aquel que valore mi trabajo. Es gratificante saber que alguien disfruta con lo que haces.

Muchos son los que navegan por los intrincados mares de la cinematografía y pocos afortunados pueden arribar a un buen puerto. Este es el caso de Javier Muñoz, que con su inmenso talento está conociendo los puertos de este inmenso mar. ¡Gracias Javier por concedernos esta entrevista y mucha suerte en tu navegación, donde estamos convencidos de que terminarás realizando una gran escala!

Redes sociales de Javier Muñoz

Twitter: @NotiamnotJavier

Instagram: @javiermunoz1967

¿Qué te ha parecido la entrevista? ¿Qué te parece el trabajo de Javier Muñoz? Comparte tu opinión y comenta   ¡¡Muchas gracias!!

2 comentarios en “Javier Muñoz: «Trabajar con José Luis Garci en «El crack cero» ha sido un sueño hecho realidad»”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *